Las ideas presentadas y el entusiasmo despertado en el público durante el pasado BLE&Space demuestran que Barcelona tiene el potencial para ser uno de los hubs europeos el sector aeroespacial y crear proyectos innovadores y de alto valor. Durante el evento, además de presentar sus propuestas, los invitados hicieron un llamamiento a seguir potenciando el sector y dar valor al capital intelectual con el que contamos para situar Catalunya como uno de los referentes de la industria aeroespacial internacional.

Para dar continuidad a ese debate, convocamos nuestra quinta cena-velada BLE&Space, que reunirá, el próximo jueves 9 de octubre y coincidiendo con la Semana Mundial del Espacio, una representación de las principales empresas y proyectos relacionados con el sector aeroespacial de Barcelona. Así, la singular cúpula del Hotel Hesperia Tower se convertirá en el escenario perfecto para analizar las oportunidades que tiene la ciudad para potenciar esos proyectos, debatir sobre los aspectos que se deberían mejorar y crear sinergias para conseguirlo.

Para ello, contaremos con la presencia de Javier Ventura-Traveset de ESA-ESAC, Jorge Fuentes de ESA-BIC Barcelona, Armengol Torres de WSW Spain, Jordi Santacana de Catuav, Elisenda Bou-Balust de Android Beyond the  Stratosphere, Eduard Alarcón de NanoSat Lab, Xavier Luri de DapcomMeritxell Gimeno de Draco, Rafael Harillo del IAC de Toronto, Montserrat Jordi de Wikiloc y Jordi Arias de Acció 10, así como diferentes startups con proyectos alrededor de este sector.

Para este evento, en Barcelona Loves entrepreneurs contamos con la colaboración de:

Inaugurado en 2006, el hotel Hesperia Tower de Barcelona cuenta con 280 lujosas habitaciones, un centro de convenciones de 5.000 metros cuadrados con una amplia gama de salas para eventos de distintos tamaños, salones para banquetes y un auditorio completamente equipado con la tecnología audiovisual más moderna. 

El Hesperia Tower, diseñado por el prestigioso arquitecto Richard Rogers en colaboración con Alonso Balaguer, tiene una altura de 107 metros y es una de las torres más altas y simbólicas de Barcelona.