Mañana, a las 12:50, Toni Mascaró y Josep M. Valero presentarán la mesa “Lideres globales made in Barcelona” dentro de la jornada San Francisco-Barcelona. Espíritu emprendedor: Aprende de los mejores, en el marco de BizBarcelona. El debate cuenta con ponentes de la talla de de Ricard Robles, co-fundador de Sonar, Ginés Alarcón, CEO del Mobile World Capital, Pau Serracanta, director del área comercial de Dorna, Lluís Pons, director de marketing de Vueling, Manel Arroyo, director de Media y Patrocinio del Área Económica y Estratégica del FC Barcelona y Jacinto Roca, fundador y CEO de Wuaki.tvRakuten Group. Modera la mesa, Agustí Cordón, director de Fira Barcelona.

Desde BLE hemos querido conocer la opinión de los ponentes sobre el emprendimiento y la capacidad que tiene Barcelona para atraer talento y capital. Por ello, realizamos una pequeña entrevista a cuatro de los participantes:

 ¿Qué piensas que tiene Barcelona para atraer emprendedores, talento y capital?

Manel Arroyo: Barcelona es una de las más atractivas del mundo. Por lo que aquí sucede, por las actividades de todo tipo que se desarrollan, por el deporte, por la música, por el arte, por el entretenimiento… A lo que hay que añadir su situación geográfica y el clima. No es de extrañar entonces que sea conocida como un polo de atracción de talento. Ahora hace falta que ayude a que capital y talento se encuentren y lo hagan en las condiciones necesarias para hacer negocio.

Pau Serracanta: Históricamente Barcelona se ha destacado por su vocación emprendedora, y eso se respira en el ambiente. Por ejemplo, toda la actividad que durante años se ha llevado a cabo en Feria de Barcelona ha desembocado en que a día de hoy seamos la capital del móvil. En el campo del deporte también ha sido ciudad de referencia, con la celebración de competiciones del más alto nivel como los Juegos Olímpicos, el GP de MotoGP, la F1, los X Games o los Mundiales de Natación. Este empuje hace que Barcelona sea visible en el mundo como ciudad activa. Si a eso le añadimos las actuales infraestructuras –puerto y aeropuerto-, el estilo de vida y el clima mediterráneo, Barcelona se convierte en un lugar muy atractivo para emprender.

Ricard Robles: En el campo en el que nosotros operamos, la relación entre creatividad y tecnología, Barcelona tiene todos los ingredientes para convertirse en un referente global. Hay un buen número de empresas, instituciones y proyectos trabajando en esta línea, pro lo que solo hace falta que nos lo creamos y nos organicemos. En este sentido, hemos creado Sonar+D, para dar visibilidad a toda esa creatividad y facilitar el contacto entre emprendedores e inversores.

Jacinto Roca: Barcelona tiene muchos ingredientes para atraer emprendedores e inversores. Destacaría, entre otras cosas, que en esta ciudad contamos con mucho talento humano, profesionales altamente preparados y con muchas ganas de emprender y desarrollar negocios punteros. Por otro lado, Barcelona ofrece una calidad de vida difícil de encontrar en otros puntos de la geografía europea, lo que la convierte en el lugar perfecto para convertirla en sede de cualquier start-up

Manel Arroyo, director de Media y Patrocinio del Área Económica y Estratégica del FC Barcelona

¿Qué barreras hace falta superar para ser una ciudad referente, en la que emprendedores de todo el mundo quieran montar sus empresas?

Manel Arroyo: En estos momentos, un elemento imprescindible para desarrollar negocios son las comunicaciones, y creo que la ciudad está mal comunicada. Y no pienso que hagan falta prioritariamente conexiones intercontinentales, que también, sino estar bien conectados con Europa y con los principales hubs, y estarlo con líneas aéreas de negocios y no con líneas low cost. Barcelona es, en estos momentos, una ciudad muy bien conectada en cuanto a turismo y compañías de bajo coste, pero no para el que las grandes corporaciones encuentren fácil el desplazamiento por negocios.

Pau Serracanta: Yo creo que debemos ser capaces de simplificar toda la burocracia existente para montar un negocio. Aquello que hemos escuchado decir tantas veces sobre los emprendedores en EEUU que empezaron su negocio en un “garaje”, aquí es impensable. Si aquí empiezas así, estoy seguro que, con la cantidad de incumplimientos sobre la regulación establecida a los que habría que responder, el capital inicial del negocio se destinaría a pagar multas. El tema del “garaje” se debe entender en sentido figurativo, ya que lo que es importante, insisto, es que se simplifiquen los trámites administrativos y que se den el máximo de facilidades.

Ricard Robles: No es fácil de establecer, pero quizás nos haría falta una apuesta más decidida por la inversión en proyectos de desarrollo e investigación y normalizar el acceso a la financiación de una manera más regular.

Jacinto Roca: Falta facilitar el acceso a la financiación. En Barcelona hay emprendedores o posibles emprendedores con grandes ideas pero que no las pueden desarrollar porque es realmente difícil acceder al capital necesario para materializarlas.

Pau Serracanta, director del área comercial de Dorna

En base a su experiencia, y según lo que ha podido observar en otras ciudades del mundo, ¿qué ideas o buenas prácticas importaría a Barcelona para convertirla en una ciudad más competitiva?

Manel Arroyo: Creo que todos coincidiremos fácilmente en que necesitamos mejorar la percepción de la gestión política del país y del estado. No tenemos una llamada positiva, visto lo que se dice y se escribe en los medios de comunicación internacionales de lo que aquí sucede. La empresa y la inversión empresarial necesitan estabilidad y confianza de futuro, y reglas de juego claras. Y esto, ahora mismo, no lo encuentran aquí.

Pau Serracanta: El mercado ya es global y podemos acceder a él a través de Internet. Mi sueño sería que la conectividad en espacios públicos fuese general y gratuita. Con la magnífica ciudad que tenemos, deberíamos poder trabajar desde cualquier sitio. Estar en espacios abiertos puede ser muy inspirador y puede ayudar a crear buenas ideas.

Ricard Robles: Es esencial potenciar a los creadores que ya están operando en la ciudad, establecer una plataforma para que puedan mostrar su trabajo y, a la vez, establecer conexiones con emprendedores internacionales. En una línea similar, también sería necesario fomentar las relaciones entre grandes empresas y start-ups innovadores.

Jacinto Roca: Hace falta potenciar la cultura emprendedora. Sería importante fomentar la creatividad y potenciar el emprendimiento entre los jóvenes estudiantes, apoyarles en sus ideas y animarles a que luchen por hacerlas realidad. Y en este punto, como comentaba antes, facilitar el acceso a la inversión.

Ricard Robles, co-fundador de Sonar

Si tuviera que crear una empresa –o nueva empresa- en Barcelona, ¿qué sector o negocio escogería?

Manel Arroyo: Creo que por mi perfil y conocimientos de la ciudad y lo que aquí luce más, deportes o tecnologías.

Pau Serracanta: Yo me decantaría por los servicios para nuevas tecnologías.

Ricard Robles: Sin dudarlo, una empresa que se articule alrededor de la relación entre creatividad, tecnología y movilidad.

Jacinto Roca: En un sector más relacionado con mi experiencia actual, seguiría apostando por la Internet TV, aunque tampoco descartaría invertir en wellness.

Jacinto Roca, fundador y CEO de Wuaki.tv-Rakuten Group

Hablando de emprendimiento, ¿Cómo te imaginas Barcelona en el año 2020?

Manel Arroyo: Más que como me la imagino, ¡cómo la deseo! Pues como un centro de negocios reconocido globalmente alrededor del deporte y de las nuevas tecnologías. Los clubs, las sociedades y las corporaciones deportivas y la capacidad para generar proyectos ya los tenemos.

Pau Serracanta: Se están haciendo muchas cosas, y lo que hay alrededor del 22@ es muy potente. Me gustaría que fuese como un “Mediterranian Valley”. Creo que podemos llevar ahí.

Ricard Robles: Yo veo Barcelona como capital mundial de la creatividad, la tecnología y la movilidad.

Jacinto Roca: Lo que de verdad desearía es que Barcelona se convirtiera en el Silicon Valley de Europa.